Bank of America detalló lo que hay que saber sobre las recesiones que se avecinan | Dolarhoy.com
Wall Street|24 de noviembre de 2023

Bank of America detalló lo que hay que saber sobre las recesiones que se avecinan

El estratega Joseph Quinlan destacó que las "recesiones continuas" son más comunes que una recesión nacional, dada la diversidad de la economía estadounidense.

Por Gonzalo Andrés Castillo

 

Joseph Quinlan, uno de los principales estrategas de Bank of America, explicó en una nota para sus clientes publicada en octubre lo que hay que saber sobre las potenciales recesiones que se avecinan en Estados Unidos.

 

En primer lugar, el ejecutivo señaló que las recesiones son parte del ciclo económico estadounidense, con el país habiendo experimentado doce en la etapa posguerra. Las fluctuaciones en el gasto del consumidor y los costos de endeudamiento son factores cruciales en una desaceleración, a pesar de un mercado laboral sólido que logró contener estos impactos hasta ahora.

 

A su vez, destacó que las "recesiones continuas" son más comunes que una recesión nacional, dada la diversidad de la economía estadounidense. "Las crisis periódicas en diversos sectores o industrias no suelen ser suficientes para hundir la economía nacional", expresó.

 

En tanto, subrayó que estos fenómenos económicos tienden a ser transitorios y no estructurales, con una duración promedio de alrededor de 10 meses y teniendo en cuenta que la más larga de la posguerra fue de 18 meses durante la crisis financiera de 2008.

 

En cuarto lugar, Quinlan hizo referencia a la fortaleza que puede surgir después de una recesión: "Las recesiones son similares a los incendios forestales: así como estos últimos eliminan los árboles y la maleza insalubres, las recesiones eliminan a las empresas más débiles o a los zombis corporativos, reducen el exceso de capacidad, fomentan una mayor innovación y ayudan a allanar el camino para que empresas/sectores más saludables impulsar el crecimiento futuro".

 

Asimismo, sostuvo que las recesiones pueden ser momentos favorables para los inversores en acciones, ya que los mercados tienden a tocar fondo antes de que las recesiones terminen oficialmente. "Las recesiones -o la amenaza de las mismas- deben comprarse, no venderse, a pesar del torbellino de noticias macroeconómicas negativa", concluyó el especialista de Bank of America.