Wall Street|20 de agosto de 2021

Todo lo que está pasando en el mundo y tenés que tener en cuenta para invertir

El equipo de Research de Bull Market te trae las mejores recomendaciones para vos.

Por Research de Bull Market Brokers

 

Jackson Hole (25-28 de agosto)

Jackson Hole iba a ser el epicentro más importante de las noticias financieras del mes. La reunión de banqueros centrales implicaba la intención o no de coordinar una política para controlar la inflación. Pero la Unión Europea y el banco central de Inglaterra se dieron de baja, y solo quedo la FED y los japoneses como banca que asistirá. Toda una señal que podría implicar dos cosas:

 

  • Habrá una jugada unilateral de Estados Unidos y los europeos e ingleses están disgustados.
  • No habrá coordinación de ningún tipo y todo el status quo seguirá por el mismo rumbo.

Cualquiera sea la opción el resultado no es positivo. Si es la primera, implica que la FED aplicará un tappering de manera unilateral y esto implicaría un shock de quita de liquidez del sistema, cuando deben financiar un déficit de 3 trillones de dólares anuales. Se debe recordar que la FED inyecta 50 mil millones de dólares semanales, lo que equivale a más de 2 trillones anuales, a lo que debe sumarse el trillón de dólares que tiene fuera del sistema por medio del mecanismo de reverse repo. Si la FED impone un tappering, que es una práctica de quita de liquidez mediante la reducción de compra de activos semanales, deberá ser el resto del mundo el que demande bonos del tesoro americano, y estos países demandarán tasas reales positivas para financiera a la FED, pero las tasas reales positivas podrían implicar un shock de liquidez global que afecte la balanza de pagos de los principales tenedores de deuda publica americana. Una caída en los precios de los commodities justo cuando era inflación lo que buscaban para licuar deuda, afectará sobre todo a Europa e Inglaterra.

 

A ninguno de estos países les conviene, o quiere tener su moneda débil con respecto al Dólar (una tasa real implicaría un dólar fortalecido).

 

La opción B es mantener el status actual de un tappering testimonial, las recompras bajan de 50 a 40 mil millones semanales, y una FED que busca mas gestos internacionales que propios para pinchar la burbuja de commodities. Esta opción implica mas presiones inflacionarias globales y monedas relativamente más fuertes sobre el Dólar.

 

20 de agosto: Vencimiento de Opciones

Como toda semana de vencimiento de opciones, el mercado se encuentra mas pesado de costumbre. La presión de evitar grandes ejercicios de papeles que luego no tengan una contraparte en el mercado genera bajas puntuales. El problema es que desde mayo este será el cuarto mes seguido con ejercicios récords. Todas las bases de opciones que se vienen ejerciendo sobre los índices americanos implica grandes dosis de oferta de papeles que cambian de mano para abastecer con opciones lo que no se compra por mercado secundario. Estas grandes dosis de demanda satisfecha se hacen principalmente contra deuda. Y requiere de extremo monitoreo porque las acciones ejercidas suele ser más inestables que las acciones compradas por secundario además de stocks sensiblemente superiores.

 

26 de agosto: PBI Americano

El dato macro más importante del mes y que decidirá el futuro de la tasa de interés americana. De ahora en más PBI y el dato de empleo podrían suministrarnos información de que podría acontecer con la tasa de interés. Una lectura de un PBI más fuerte del estimado podría dar incentivos para que la FED acelere el tappering y así afecta la liquidez del sistema.

¿Cuál podría ser una estrategia ganadora en CEDEARs si la FED consigue aumentar la tasa sin generar un shock en el mercado?

 

El combo tradicional sugiere tener bancos en cartera. El negocio está en incrementar los ingresos con tasas de interés más altas. Pero si la suba no es lo suficientemente alta para generar una tasa de interés real, se podría neutralizar con mineras. Sería una estrategia win-win, si la tasa sube pero sin mejorar la tasa real, los bancos ganarán pero también los metales. En este caso una estrategia con JPM y HMY podría ser óptima.

 

Si la FED sube la tasa gana JPM y pierde HMY, pero si la sube a un ritmo más acelerada gana más JPM > HMY, a un ritmo menor sin que cambien el rumbo de la tasa real de forma abrupta JPM = HMY. Uno compensa al otro. La estrategia solo es perdedora si hay un shock por esta suba de la tasa de interés. Pero con un déficit de 3 trillones en el horizonte, el tappering tenderá a ser testimonial.

 

Informe elaborado por el equipo de Research de Bull Market Brokers.