Cómo invertir evitando el riesgo electoral y dolarizando la cartera

En época de elecciones, los inversores más conservadores suelen evitar el riesgo de incertidumbre electoral y consideran dolarizar su cartera como la mejor opción. Conoce alternativas para proteger tus inversiones.

Por Francisco Cotti

 

Las elecciones de 2019 fueron un suceso difícil de olvidar, un verdadero palazo para el mercado y los inversores argentinos. Las acciones y bonos habían subido bajo las expectativas firmes de una buena elección de Mauricio Macri y luego de lo que fue una caída contundente en las PASO, el mercado reacciono con un derrumbe total de precios con acciones cayendo más del 50% y bonos mas del 15%. El peso, como no podía ser de otra manera, sufrió una devaluación inesperada y finalizo en un aumento del dólar en casi un 30% tan sólo un día después.

 

Este recuerdo aún esta presente y al acercarse una nueva elección sin un claro ganador, los inversores pueden tomar la opción de resguardar su dinero durante el fin de semana y aguardar por mayor certidumbre para poner en riesgo su capital.

 

A su vez, el gobierno aún no despeja dudas en cuanto a su plan económico a futuro. Con un acuerdo del FMI pendiente, inflación que aún no desciende del 3% mensual y con un roll-over de deuda cada vez se hace más difícil. Todo esto lleva a que la confianza en el peso disminuya y que el inversor prefiera resguardarse en una moneda dura como el dólar.

 

El cepo cambiario aún muy fuerte, con grandes limitaciones para acceder a la divisa y con un Banco Central que sigue perdiendo reservas para satisfacer al mercado genera un aumento de los dólares alternativos como el blue y el MEP. Acá te contamos cuales son las mejores formas que existen en el mercado para que el inversor pueda acceder a la divisa norteamericana y protegerse en el periodo electoral.

 

Comprar dólar MEP

El método más conocido para dolarizarse actualmente es la compra de dólares MEP mediante una operatoria vía bonos en el mercado bursátil. El mismo consiste en comprar un bono soberano en pesos y luego de un día de parking, vender el mismo en su especie en dólares (D). Un ejemplo podría ser la compra del bono AL30 o GD30 y vender AL30D o GD30D

 

Compra de Obligaciones Negociables (ON)

Una opción para, no sólo dolarizarte, sino que lograr que esos dólares generen rendimientos son las Obligaciones Negociables. Las mismas son un gran método utilizado por los argentinos ya que ofrecen un abanico de opciones.

 

Para los perfiles más conservadores, se recomiendan ONs que tengan un vencimiento en 2022 o 2021, ya que su duración es baja y un cambio en su valor nominal, no modifica en gran medida la TIR o tasa de rendimiento. Las obligaciones negociables más utilizadas en este caso son las de Vista Oil con vencimiento en 2022 (VSC2O) y la de Irsa con vencimiento en 2023 (RPC2O).

 

Por otro lado, para aquellos inversores con mayor aversión al riesgo y que tengan capital disponible para invertir a largo plazo, existen Obligaciones negociables para ellos. Teniendo como referencia a YPF, esta tiene colocada deuda a 2024 (YPCUO), 2025 (YCA6O) y a 2029 con una TIR promedio en dólares del 14%.

 

Es importante recordar que las obligaciones negociables mencionadas anteriormente pueden adquirirse en moneda local o directamente en dólares mediante su especie D.

 

Bonos Dólar Linked

Si el objetivo del inversor es dolarizarse esperando una devaluación y que el tipo de cambio oficial se dispare, los bonos dólar linked son la mejor opción. En los últimos meses, la inflación viene ganando la carrera contra el dólar y es algo que según especialistas, no se vera por mucho tiempo. Recordemos que el dólar es un precio más en la economía argentina y debe tener un seguimiento similar a la inflación. 

 

Algunos de los bonos que el inversor puede obtener con el fin de seguir una tasa de referencia al dólar oficial conocida como CER (coeficiente de estabilización de referencia), son el T2V1 con vencimiento en Noviembre 2021 y el T2V2 con vencimiento en 2022.

 

Fondos Comunes de inversión

Para los inversores experimentados, los fondos comunes de inversión son una gran opción, ya que el inversor puede seguir una estrategia de dolarización y a la vez reduce el riesgo en gran medida ya que se encuentra con una cartera diversificada.

 

  • Delta Gestión VIII - Clase A (DGEST8A) para seguir una estrategia orientada al CER.
  • MEGAINVER RENTA FIJA DOLARES - CLASE A (MGRFUSA) para obtener una cartera diversificada en Obligaciones Negociables

     

  • Balanz Capital Dollar Linked - Clase A (BCRTAFA)  para obtener una cartera que replique el precio del dólar oficial.