Europa|22 de septiembre de 2022

El Banco de Inglaterra vuelve a subir la tasa de interés y advierte sobre la recesión

Es la séptima suba de tasas consecutiva de la entidad financiera en su intento de controlar la inflación, elevando los costos de endeudamiento a su nivel más alto desde 2008, cuando el sistema bancario mundial enfrentó el colapso.

Por redacción

 

El Banco de Inglaterra (BoE) elevó hoy las tasas de interés del 1,75% al ​​2,25%, el nivel más alto en 14 años, y advirtió que el Reino Unido podría estar ya en una recesión.

 

Es la séptima suba de tasas consecutiva de la entidad financiera en su intento de controlar la inflación, elevando los costos de endeudamiento a su nivel más alto desde 2008, cuando el sistema bancario mundial enfrentó el colapso.

 

La inflación del Índice de Precios al Consumidor (IPC), impulsada por la guerra de Rusia en Ucrania y el aumento de los costos de la energía, se encuentra actualmente en su tasa más alta en casi 40 años, con un 9,9 %, y se espera que alcance el 11%" en octubre.

 

Esto marcaría la inflación más alta que ha presenciado el Reino Unido desde enero de 1982.

El BoE también explicó que ahora espera una caída del PBI del 0,1% durante el trimestre actual, lo que indica que el país ya está en recesión. El Banco, que es independiente del Gobierno, tiene como objetivo mantener la inflación por debajo del dos por ciento.

 

"En un contexto de inflación persistentemente elevada, se esperaba en gran medida otra fuerte subida de las tasas de interés", dijo hoy en un comunicado.

 

Según los analistas, el impacto de la suba de la tasa de interés lo sentirán los deudores de préstamos hipotecarios durante los próximos dos años. Por otro lado la inflación está impactando en el consumo, con los consumidores recortando la cantidad de lo que gastan.

 

El Gobierno, por su parte, se negó a comentar sobre la decisión del Banco de Inglaterra de aumentar la tasa de interés. Una portavoz de Número 10 de Downing Street, dijo a los medios británicos que eso es obviamente un tema del Banco de Inglaterra.

 

La diputada laborista Rachel Reeves dijo que el aumento de las tasas muestra un Gobierno que ha "perdido el control de la economía".

 

Mientras tanto, la libra se desplomó frente al dólar tras la suba de las tasas de interés y el tipo de cambio cayó 0,60% en los 15 minutos posteriores a la decisión a 1,1286, antes de recuperarse a 1,1330.