Bitcoin|19 de julio de 2021

Bitcoin: Paraguay buscará regular la industria de las criptomonedas

Tras los rumores de que Paraguay oficializaría el Bitcoin como moneda de curso legal, el congreso del país vecino anunció que no seguirá los pasos de El Salvador. En cambio, se buscará regular la operatoria del Mercado y el desarrollo profesional de los traders de estos activos.

Por Facundo Velastiquí

 

Frente a lo que muchos analistas del mercado cripto pensaban, Paraguay no ha imitado a El Salvador y ha presentado un ambiciosos proyecto de ley para regular todas las actividades vinculadas con la industria de las criptomonedas. Lejos de convertir bitcoin en una criptomoneda de curso legal en el país, la propuesta de Paraguay está centrada en regular las actividades de producción y comercialización de los criptoactivos en el territorio. Uno de los objetivos principales es convertirse en país líder de la minería sostenible de criptomonedas.

 

Paraguay regularía todas las actividades relacionadas con bitcoin (BTC) o la minería digital y lo hará desde cuatro instituciones estatales. Así se desprende de la recién presentada propuesta legislativa denominada «Ley que regula la industria y comercialización de activos virtuales y criptoactivos».

 

La iniciativa, elaborada por el diputado Carlos Rejala y el senador Fernando Silva Facetti, fue presentada en un acto privado y luego ante el Congreso Nacional de la República. El texto señala que el Ministerio de Industria y Comercio coordinará la habilitación, el registro, la supervisión y el control de todo lo concerniente a Bitcoin

 

El diputado Carlos Rejala, quien desde hacía días venía anunciando en su canal de Twitter grandes noticias para la cripto industria, presentó el proyecto de ley en el Congreso Nacional. Bajo el título: “Proyecto de Ley que regula la industria y comercialización de activos digitales y criptoactivos”, la propuesta pretende impulsar la innovación digital y financiera en Paraguay. El diputado paraguayo mostró la propuesta acompañado del senador Fernando Silva Facetti. Para muchos bitcoiners el proyecto ha sido decepcionante, lo que les ha llevado a verter duras críticas contra Rejala.

 

Lejos de ser condescendiente con bitcoin, el proyecto de ley recoge en su artículo 14 que las empresas que presten servicios con criptomonedas deberán informar a sus clientes que los criptoactivos no son reconocidos como monedas de curso legal en el país. Por tanto, no tienen respaldo del Banco Central del Paraguay. 

 

 

“Las entidades comercializadoras de Activos Virtuales deberán informar al adquirente las condiciones de comercialización notificando expresamente que los activos virtuales no son reconocidos como monedas de curso legal”.

 

 

Además, bajo este nuevo proyecto de ley, la importación de equipos para la minería de Bitcoin, equipos informáticos o máquinas para el desarrollo de exchanges de criptomonedas, se les aplicaría una tasa del IVA (Impuesto al Valor Agregado) del 5%. La única excepción para el pago de impuestos serían aquellas transacciones que generen pérdidas, las cuáles, sin embargo, deberán ser demostradas con soportes para la exoneración.

 

Otro factor de la propuesta de ley que levantó critícas es que todos los traders de BTC y demás criptos deben contar con una licencia para operar, las cuáles serían emitidos por una entidad estatal encargada de llevar un registro y control sobre las personas que comercializan con las divisas en el país.

 

 

"Toda persona cuya actividad principal sea la de trader deberá contar con una autorización expedida por una autoridad competente, que lo habilita para realizar asesorías o transacciones mediante contrato de mandato o de administración. Las personas jurídicas, deberán contar con personal autorizado para la realización de trading con activos digitales", destaca el proyecto de ley

 

 

Es decir que quienes deseen obtener una licencia para hacer trading de criptomonedas deberán presentar las solicitudes pertinentes, siendo el órgano oficial designado para las evaluaciones el que establezca los requisitos que los operadores tendrán que presentar.