Deutsche Bank y Citigroup advierten que la economía podría encaminarse a una recesión

Deutsche Bank ya había pronosticado hace un tiempo que las tasas de interés subirían para frenar los aumentos de precios, pero el ritmo al que se espera que los bancos centrales se ajusten los sorprendió, dijo Sewing durante la cumbre Future of Finance en Francfort.

Por redacción

 

La economía global podría encaminarse a una recesión a medida que los bancos centrales intensifican sus esfuerzos para frenar la inflación, advirtieron hoy el Deutsche Bank y el Citigroup.

 

El CEO del banco alemán, Christian Sewing, afirmó que la economía global se está derrumbando bajo múltiples presiones, desde problemas de la cadena de suministro en China hasta el aumento de los precios de los alimentos, especialmente en los países más carecientes, según la agencia Bloomberg.

 

Deutsche Bank ya había pronosticado hace un tiempo que las tasas de interés subirían para frenar los aumentos de precios, pero el ritmo al que se espera que los bancos centrales se ajusten los sorprendió, dijo Sewing durante la cumbre Future of Finance en Francfort.

 

“Al menos diría que tenemos un 50% de probabilidad de una recesión a nivel mundial”, predijo el banquero alemán.

 

En los Estados Unidos y Europa, “la probabilidad de que se produzca una recesión en la segunda mitad de 2023, al tiempo que suben los tipos de interés, obviamente es superior a las previsiones que teníamos antes de que estallara la guerra” en Ucrania, agregó Sewing.

 

A pesar del impacto en el crecimiento económico, Sewing apoyó las acciones de los bancos centrales, incluida la Reserva Federal estadounidense, porque –sostuvo– son necesarios para reducir la inflación a un nivel más sostenible.

 

También remarcó que su banco ya advirtió hace un año que la inflación no era transitoria e instó a los banqueros centrales a aumentar las tasas de interés, al tiempo que criticó las políticas monetarias ultraliberales, principalmente de Europa, donde años de tasas negativas erosionaron los ingresos de los préstamos de los bancos.

 

Los aumentos de tasas que se esperan ahora siguen siendo “positivos netos” para los prestamistas, siempre que fueran prudentes al evaluar los riesgos al otorgar préstamos, concluyó el CEO de Deutsche Bank.

 

Sus dichos llegaron el mismo día en que los analistas de Citigroup Inc. advirtieron algo similar, prediciendo shocks de oferta y tasas de interés más altas. “La experiencia de la historia indica que la desinflación a menudo conlleva costos significativos para el crecimiento y vemos que la probabilidad agregada de recesión ahora se acerca al 50%”, señalaron economistas de esa compañía bancaria.

 

En tanto, en el Citigroup ahora prevén que la economía mundial crecerá un 3% este año y un 2,8% en 2023, de forma tal que, si ocurriera una recesión, aumentaría el desempleo y la producción sufriría recesiones débiles.

 

Las advertencias de Deutsche Bank y Citigroup se suman así a lo manifestado en el Segundo Foro Económico anual de Qatar, donde el CEO de Tesla, Elon Musk, el economista Nouriel Roubini, Bob Diamond, de Atlas Merchant Capital, y Bill Winters, de StanChart, entre otros, advirtieron que EEUU se dirigía hacia una recesión. Asimismo, Jamie Dimon, CEO de JPMorgan Chase & Co., había percatado a inversionistas a principios de junio que se prepararan para un “huracán económico", mientras la economía lucha contra una combinación de desafíos sin precedentes.