Empresas|30 de abril de 2021

Acusan a Apple de ser un monopolio

Por redacción

 

La Comisión Europea (CE) ha emitido cargos antimonopolio contra Apple ($AAPL) por sus preocupaciones sobre las prácticas de la App Store de la empresa. Según la CE, Apple ha violado las reglas de competencia de la UE con sus políticas de App Store, después de una denuncia de Spotify ($SPOT) en 2019, publica The Verge.

 

La Comisión cree que Apple tiene una “posición dominante en el mercado de distribución de aplicaciones de transmisión de música a través de su Tienda de aplicaciones".

 

La UE se ha centrado en dos reglas que Apple impone a los desarrolladores: el uso obligatorio del sistema de compra dentro de la aplicación de Apple (por el cual Apple cobra un recorte del 30 por ciento) y una regla que prohíbe a los desarrolladores de aplicaciones informar a los usuarios sobre otras opciones de compra fuera de las aplicaciones.

La CE ha descubierto que la comisión del 30%, o "impuesto de Apple", como se le suele llamar, ha dado lugar a precios más altos para los consumidores. “La mayoría de los proveedores de transmisión transmiten esta tarifa a los usuarios finales aumentando los precios”, según la Comisión Europea

 

"Las reglas de Apple distorsionan la competencia en el mercado de servicios de transmisión de música al aumentar los costos de los desarrolladores de aplicaciones de transmisión de música que compiten", dice un comunicado de la UE. "Esto, a su vez, conduce a precios más altos para los consumidores por sus suscripciones de música en la aplicación en dispositivos iOS".

 

La UE también envió a Apple una declaración de objeciones, que es esencialmente una lista de cómo la Comisión cree que Apple ha violado las reglas de competencia.

 

Esta es la etapa inicial y formal de los procedimientos antimonopolio contra Apple, y la empresa tendrá la oportunidad de responder a la lista de objeciones de la Comisión. Apple se enfrenta una multa de hasta el 10% de sus ingresos anuales si se le declara culpable de infringir las reglas de la UE, que podrían ascender a 27.000 millones de dólares según los ingresos anuales de Apple de 274.500 millones de dólares el año pasado.

 

Apple también podría verse obligada a cambiar su modelo de negocio, lo que tiene efectos más dañinos y duraderos que una multa, apunta The Verge.

 

(Fuente: Investing)