Oro|13 de enero de 2022

El oro es un cohete; la inflación, su combustible

Con la inflación acelerándose, el metal precioso es visto como el refugio de valor perfecto.

Por Gonzalo Andrés Castillo

 

El Departamento de Trabajo de Estados Unidos reveló que la inflación de diciembre de 2021 fue de 0,5%, mientras que la interanual alcanzó el 7%. De esta forma, los precios marcaron el incremento más alto en 40 años.

 

Ante este escenario, la Reserva Federal (Fed) se ve obligada a aumentar las tasas de interés, lo que podría llegar a ocasionar una baja generalizada de las acciones, ya que los flujos de fondos futuros descontados revelarían un valor presente menor.

 

Como consecuencia, poco a poco, los inversores están rotando hacia activos más consolidados como algunas acciones defensivas, bonos de alto rendimiento o metales preciosos como el oro.

 

Y este último caso es especial, ya que el oro "es un cohete y la inflación es su combustible", de acuerdo a Peter Spina, presidente y actual director ejecutivo de GoldSeek.com. "Ahora que la inflación se muestra integrada en el sistema y tiene un creciente reconocimiento, el oro se beneficiará en gran medida", explicó el especialista.

 

Cómo invertir en oro desde Argentina

En Argentina, existen cuatro formas sencillas de comprar oro para poder proteger, parcialmente, el capital:

 

  • Comprar oro físico: simplemente hay que comprar oro por gramos o kilos en los pocos bancos que venden el metal precioso o mediante comerciantes externos. El problema es la poca liquidez y el riesgo de pérdida o robo.
  • Invertir en un fondo cotizado: un ETF que replique el comportamiento del oro será el método más práctico y sencillo para aprovechar su crecimiento. Para hacerlo, solo basta con abrir una cuenta en un bróker internacional como Bull Market Securities.
  • Adquirir empresas relacionadas: en el mercado local, se pueden comprar Cedears de mineras como Barrick Gold o Yamana Gold que tienen una buena correlación con el oro, lo que significa que evolucionan similarmente. En este caso, hay que abrir una cuenta en una sociedad de bolsa local como Bull Market Brokers.
  • Operar criptomonedas vinculadas: así como existen las stablecoins ligadas al Dólar estadounidense, también se negocian stablecoins respaldadas por oro físico. Algunos ejemplos son Tether Gold o Pax Gold.