Wall Street|27 de abril de 2021

¿Vuelta a la crisis del 2008?

En épocas de inestabilidad financiera, los inversores recuerdan la película Margin Call, en la que se muestra la crisis subprime desde el punto de vista de los bancos.

Por Gonzalo Andrés Castillo

 

Lanzada en 2011, Margin Call o El precio de la codicia es una película financiera de drama que narra cómo se vivieron los inicios de la famosa crisis subprime dentro de las principales entidades bancarias del mundo. Protagonizada por reconocidos actores como Kevin Spacey y Jeremy Irons y dirigida por JC Chandor, la historia permitirá entender qué fue lo que realmente sucedió en el sistema financiero para que se produzca tal colapso económico.

 

A pesar de estar a una década de su estreno, los inversores y operadores vuelven a disfrutarla en épocas de inestabilidad y volatilidad, tal como sucedió recientemente con activos como GameStop o AMD. Según Chandor, cuando los mercados presentan una alta volatilidad, las visualizaciones de la película aumentan.

 

"Siempre bromeo con mis productores de que si de alguna manera pudiéramos rastrear los alquileres de Margin Call en los 50 mejores hoteles de negocios del mundo, probablemente podríamos hacer algunas apuestas decentes sobre cuándo habrá problemas en el horizonte", comenta el director en diálogo con Bloomberg.

 

"No tenía idea de lo grande que llegaría a ser. No pensé que para cuando mi película fuera lanzada en otoño de 2011, la gente estaría protestando en las calles con el movimiento Occupy y los mercados tendrían que ser salvados como estaban. Me adelanté un poco a la historia real", indica Chandor.

 

Según Matt King, estratega de mercados globales de Citigroup, la película fue bastante acertada y expone correctamente la realidad de Wall Street durante la crisis de 2008.

 

Por su parte, JC Chandor vincula la situación histórica de los mercados con lo vivido recientemente: "La historia está plagada de ejemplos de mercados que se mueven mucho más de lo que la gente anticipaba y, como resultado, se generan o pierden grandes sumas: basta con mirar a Archegos o GameStop".

 

Para finalizar, el guionista y director de Margin Call reflexiona: "¿El culpable es el sistema, las personas que operan dentro del sistema en particular o el resto de nosotros que permitimos que el sistema exista y se beneficie de él incluso si no estamos de acuerdo con él?".